Literaturra agradece la reproducción de los materiales publicados siempre que se mencione la fuente.

Entradas populares

28 enero 2008

Se ha incorporado una amiga a Literaturra, Elba Irene Torres Rondon

Se ha incorporado una amiga al proyecto Literaturra, Elba Irene Torres Rondon poetiza cubana actualmente radicada en Galicia, aquí se puede leer uno de sus poemas más apreciados.

Para ver su página pulse aquí.

Quienes el 1º de febrero estén en Vigo
RECITAL DE POESÍA 1 DE FEBRERO EN LA CASA DEL LIBRO A LAS 20:00 PM , CALLE VELASQUEZ MORENO.(Vigo)


LA SED DEL EBANISTA

Heme aquí

Deshabito para siempre un tercio de mi cuerpo

Creo ser la sed del ebanista

del demente que viaja el mundo

agazapado en un madero.

Heme aquí

Agonizo y doy de beber a un muerto.

Intento cuidarle la piel hasta lo justo,

La cruz era solo el pretexto para sostenernos,

El signo no era un ave

sino la asustada gacela escurridiza

bajo los balcones y las verjas.

Heme aquí

Descubro las fachadas que llevaran mi rostro hasta el fin,

mis siete rostros.

Descubro la sacrílega intención de sus nervios,

me dejo violar a la sombra de un flamboyán,

me dejo ir por ese que apareció desnudo tras un canto y sus

esquirlas,

ni los guarda vecinos podrán separarme

de este su ultimo suspiro,

ni esas tejas de barro se asombraran

ante la desnudez del sueño.

Heme aquí

con la irreverencia del gesto que provoco el río

No soy

pero dije que era,

mentí como miente un niño o como un monje.

Hice de sus entrañas un montón de vitrales mustios,

una casa geométricamente invisible enferma.

Hoy retorno célibe,

Etérea, acechando un nombre por espantar el vértigo,

paciencia entre oleos y parques.

Heme aquí en su taller,

busco en su figura de ayuno

los sándalos perdidos, lo perfecto,

Busco tras esa silueta de egipcio, como un zombi

el ébano y la certeza.

Sollozo prohibido es este afán de ser su madero,

he sabido parirle como un pez y encender los cirios,

me bifurco cada segundo entre sus dedos.

Soy la sed del ebanista,

soy su pieza

hecha de él como esta ciudad

cuando dios aguardó por sus manos

para fundarla.


Elba Irene Torres Rondon

1 comentario:

irene de gelabert dijo...

Excelente, una de las voces mas frescas de la poesía joven actual.

Entradas populares